Solo

lunes, 3 de mayo de 2010
Esta mañana sonó mi teléfono. Alguien se había equivocado. Ella me pidió perdón. Yo le di las gracias.


Juan Luis Blanco
3/05/2010

3 comentarios:

Anónimo dijo...

ROTUNDAMENTE ENCANTADOR!!! :-)

eider

Juan Luis dijo...

Encantadoramente concisa :-)))) Gracias.

Arabel dijo...

Y a mi que me ha pasado...

Publicar un comentario